Este post llevaba más de un año en borrador, siempre que lo veía me decía:”tienes que terminarlo”, y de hoy no pasa, jiji, tantos post que sacar y tan poquito tiempo. En fin, espero que la espera merezca la pena. Hoy concluimos la serie de post sobre Montessori con bebés, en concreto los últimos meses antes de que nuestro bebé deje de ser niño y pase  a ser aDOSlescente 🙂

Que lo disfrutéis, ¡ y siento la demora!

  •  Desarrollo psicomotor fino:

– Podemos seguir usando todas las opciones de la etapa anterior (La cesta de tesoros, un tablero sensorial con distintas texturas, una caja de telas de distintos tipos y tramas, sonajeros o botellas de sonidos, al agitarlas hacen ruido, juegos de quitar y poner, puzzles de pomo, cesta de pelotas, cubos para hacer torres, etc.).

– Se le pueden ofrecer los primeros bastidores de vida práctica (cremalleras, botones,…) o simplemente su ropa.

– Encajar objetos, cucharas de ikea, cubos… Así empieza a desarrollar la discriminación visual, al tiempo que la psicomotrocidad fina. Lo ideal es empezar con 3 objetos. También abrir y cerrar cajas con tapa.

– Elaborar su propia cesta de tesoros, por ejemplo, otoñal, hojas castañas, frutos secos, bellotas, avellanas, mandarinas…

– Actividades relacionadas con trasvases y/o el agua: Bandeja con agua y una esponja (coordinación y primeras actividades vida practica) esponjas pequeñas o cortadas en 2/3 trozos, trasvases de agua y en el baño, trasvases de legumbres.

– Puzzles, actividades como encajar, enfilar…

– Actividades sensoriales como la bandeja de sémola, juego sensorial,…

– Pintar, dibujar, jugar con plastelina,…

yo como bien-5

  •  Desarrollo psicomotor grueso:

-Al igual que en la etapa anterior, podemos seguir con la búsqueda del tesoro, carritos, bicis y motos, espacio para trepar y escalar…

– Jugar a juegos de pelota con los padres, hermanos o primos,..Trepar, subir y bajar escaleras. Bailar, pasear en grupo, hacer pequeñas rutas de senderismo…Cuidar el jardín.

– Transportar una bandeja sin que se caiga el contenido.

– Transportar una silla pequeña, cosas pesadas…En un momento determinado, en torno a los 18 meses, se produce el  periodo de “EL MÁXIMO ESFUERZO”,  un periodo en el que los niños demuestran una fuerza increíble y una capacidad física formidable, que debemos permitir pues es también importante para sus conexiones cerebrales y su autoestima.

  • Autonomía: 
– Seguirá desarrollando sus habilidades para vestirse solo, comer solo, asearse solo. Momento de ofrecer bastidores si los tenemos.
– Podrán empezar a colaborar en las tareas, como cocinar, lavar platos, doblar ropa, limpiar cristales, servirse agua o comida solos, etc., etc.
–  Higiene personal: Sonarse la nariz, lavarse el cuerpo en la ducha, lavarse las manos, empezar a vestirse solos (¡ojo con la ropa!).
– Algunos niños, si están preparados y les facilitados un ambiente idóneo, podrán dejar el pañal en esta época (ya os conté más sobre el proceso que siguió Emma aquí, dejo el pañal de día con 18 meses pero sigue con pañal nocturno). Más información sobre control de esfínteres y Montessori aquí.

– Lenguaje y desarrollo social

– Podemos seguir con las mismas actividades de la etapa anterior (Libros, instrumentos musicales, cajas de permanencia, útiles de limpieza, actividades sensoriales,..).

– Escuchar y cantar canciones juntos al ritmo de la música (empezando a introducir el conteo- un, dos, tres-).

– Bolsa misteriosa (sacamos un objeto y preguntar: ¿que es esto? Se le dice el nombre y se le anima a tocar y explorar. Después repetimos con el resto).

 

o Y mi favorita también en esta etapa, también, seguir comiéndotelo a besos hasta que se parta de risa.

MONTESSORI CON “BEBES” DE 24 A 36  MESES

Esta etapa es una continuación de la anterior, según su desarrollo y capacidades podremos empezar a proponerles:
– Ejercicios preliminares de vida práctica.
– Primeros materiales sensoriales (como los cilindros con botón, la primera caja de color, la torre rosa montada en horizontal).
– Resaques metálicos y peones fraccionados, que no dejan de ser materiales sensoriales pero con una importante preparación indirecta para lectoescritura y matemáticas.
– Empezar a llevarles a museos, exposiciones (con muuuuuucha prudencia y sentido común) y salidas al campo, la playa y la naturaleza para empezar a sembrar en ellos una educación pre-cósmica.
– Y por supuesto no debemos olvidar que necesitan desarrollar, y mucho, toda su motricidad gruesa, así que debemos proponerles actividades que inviten al movimiento.
Pronto veremos en profundidad los materiales que se les pueden ofrecer a los niños a partir de 3 años (o incluso antes, según el peque), los que usan los niños en Casa dei Bambini (infantil según nuestro sistema educativo).
Espero que os resulte útil, ¡hasta mañana!

Este blog se nutre de tus comentarios de aliento, ¡déjanos uno! O comparte en tus redes o, mejor aún, las dos cosas 🙂 Si tienes dudas seguramente estén ya resueltas en las preguntas frecuentes del blog  y no te olvides que:

Nuestro curso cero es totalmente gratuito, libre, para siempre y para todos. Puedes acceder pinchando aquí

el-metodo-montessori

En www.montessorizate.es podrás encontrar varios cursos para profundizar en Montessori y la Disciplina Positiva.

SI TE HA GUSTADO, ¡COMPARTE!

En www.montessorizate.es podrás encontrar varios cursos para profundizar en Montessori y la Disciplina Positiva.

el-metodo-montessori

Nuestro curso cero es totalmente gratuito, libre, para siempre y para todos. Puedes acceder pinchando aquí

(Si quieres salir de esta ventana, pincha la x en la parte superior a la derecha)

SI TE HA GUSTADO, ¡COMPARTE!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para facilitarte la experiencia de navegación. Al seguir navegando aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR