fbpx

Hoy hablamos de la expresión de la ira en los niños y niñas (y de la nuestra)

Rabietas, ¿qué hacer?

Hace un par de semanas se me ocurrió decir que Lola no tenía muchas rabietas, Abril se giró, volteo los ojos y me miró fijamente XD⁣

Y entonces lo pensé, y claro que tiene, en el sentido tradicional de la palabra , es tremenda. Todo tiene que ser a su forma y al ser la cuarta nena se hace, digamos, oír XD⁣

Pero ni siquiera había caído en que eran rabietas, está enfadada, está frustrada, está triste… No las había calificado de rabietas.⁣

Y entonces pensé, ¿por qué?⁣

Y es porque yo estoy en paz con mi rabia.⁣

Como estoy en paz con mi rabia, soy capaz de acompañar y aceptar su ira.⁣

Ese es el único “truco”, el autoconocimiento que nos permite sanar.⁣
Y el autocuidado, porque si no te cuidas, si tu cerebro está en modo supervivencia, vas a ver al niño/a que sufre como una amenaza, en vez de interpretar su grito y su llanto como una petición de ayuda.⁣

Por eso puedo validar, escuchar, sostener su emoción, conectar antes de redirigir hacia lo que si es seguro que haga, proteger, observar, empatizar y aislarnos de lo que pase fuera de la burbuja que formamos en ese momento, donde nos rebotan las miradas y los juicios que vienen de fuera.⁣

Hay otras cosas que podemos hacer antes, durante y después y creo que se pueden resumir en CONEXIÓN :)⁣

 

 

 


¿Pero y la palabra?
La palabra me da dentera y me crispa. La rabia es una emoción legítima, tengas la edad que tengas.⁣ La de Lola la llevamos bien ahora mismo, pero no siempre fue así…⁣

Me recuerdo a mí misma a punto de echarme a llorar ante la explosión de rabia de mi hija mayor y enfadarme por cosas que no podía controlar como que los niños son niños y así tienen que ser. ⁣

Me recuerdo exhausta pensando cómo podía pegar/morder/empujar con todo el amor que le estábamos dando (¿de dónde salía?). ⁣

Me recuerdo perdiendo el tiempo y la energía pensando en que estaría haciendo mal y si acabaríamos mal por no castigar tal y como vaticinaban los extraños. ⁣

Y si hoy lamento algo es la energía que perdí en esos pensamientos, sus rabietas nos remueven sentimientos y hay que validarlos, los suyos y los nuestros, y ya. ⁣

Darle la importancia justa y no perder mucho el tiempo, porque el tiempo se nos escapa de los dedos. ⁣

Un suspiro y gatean, otro suspiro y hablan, otro⁣ suspiro y leen, otro suspiro y te argumentan tus errores. ⁣

Y así es como tiene que ser. De esa bebé que me volvía loca poco queda ya, es una niña maravillosa (como todos los peques) que me ayuda siempre a ser mi mejor versión, a reconocer mis contradicciones, a amar mis miedos y a aceptar -perdonarme- mis errores. ⁣

Lo mismo que hacía con dos años y yo no sabía/podía ver.

Hoy solo puedo decirte que, si estás en esa fase, relativiza. Todo está bien. Mañana sale el sol. Mañana será otro día. ⁣

Mañana tienes otra oportunidad de amar sin condiciones. ⁣

Mañana tienes otro día para intentar luchar contra el tiempo que se⁣ nos escapa entre los dedos.⁣

Sobre la rabia en los peques escribió un ebook del Bundle mi compi Raquel @educatnos, hicimos un directo hace semanas que estoy segura que te va a encantar.⁣

Y si quieres bichear que nuevos libros incluye el bundle, tienes el link en el perfil, el lunes que viene termina y ya no habrá segundas vueltas.⁣

Al contrario que con tus peques, que tienes todas las oportunidades del mundo, de reparar y construir la relación que siempre has querido tener.⁣

¿Qué mensaje de esperanza le darías a tu yo del pasado en esta situación? Os leo


⁣⁣

 

 

Relanzamiento del Bundle de ebooks: Nuestro libro y 200 más por un precio IRREPETIBLE

¡Espera un momentito!

Suscríbete a la newsletter para descubrir contenido exclusivo y ser de las primeras personas en enterarte de todo lo nuevo 🙂

Bei M. Muñoz será responsable por tus datos, se enviarán a Mailrelay, para enviar boletines con información, novedades, promoción de productos y/o servicios propios o de terceros afiliados quienes me aseguran cuidar tus datos personales, no cederlos a nadie, y respetar todos tus derechos. Tienen sus servidores en Estados Unidos y están suscritos al protocolo Escudo de Privacidad. Podrás darte de baja en cualquier momento y ejercer cualquier derecho que tengas relacionado con la protección de tus datos según se describe en mi política de privacidad.

 

Pin It on Pinterest

Share This