fbpx
  • Wow, este podcast es oro de principio a fin <3 le he dado muchas vueltas a este tema pero nunca había llegado a que gritamos porque tenemos la creencia de que podemos…es cierto que al final terminamos descargando en hijos y pareja que son precisamente los vínculos que más tendríamos que cuidar! También me parece súper útil conocer el funcionamiento de nuestro cerebro y cómo podemos aprender a regular las emociones (que no reprimirlas) sin llegar a esas explosiones que violentan a los demás y a nosotr@s mism@s. Y me parece súper bonito el enfoque en soluciones y en fortalezas 🙂 y ver cada reto como una oportunidad para poner en práctica nuevas habilidades y formas de respuesta. Un abrazo enorme!

 

  • Me encanta, Bei! Para mi estas son las cosas a destacar: que no tenemos derecho de gritar a los peques, que podemos buscar estrategias los adultos y las adultas (rueda de opciones por ejemplo) y que por supuesto tenemos todo el derecho de enfadarnos. Distinguir enfadarse de gritar para mí es clave. También es importante el mensaje de que cuando gritamos estamos reproduciendo patrones. Que la causa es una herida de nuestra infancia muy probablemente, y es útil saber que no son cambios que se producen de un día para otro. Me gusta también cuando dices que podemos mostrarnos vulnerables. Y pedir perdón. Y que hay una zona interna en la que somos conscientes de nuestras emociones y en la que podemos modularlas, que se puede ampliar con el tiempo. Gracias de corazón.

 

  • A destacar para mí: el caso de que si un jefe grita a un empleado puede ser hasta denunciable; que no reprimamos las emociones sino que las saquemos hacia otro lado; que el cambio no viene de un día para otro porque probablemente es un patrón que repetimos y cambiar esto lleva MUCHO tiempo. Pedir perdón y explicar a los niños y las niñas qué nos ha pasado.

 

  • Me ha encantado Bei. Y lo mejor: me ha servido mucho!!! Mis partes preferidas (no son frases textuales porque eran largas): 1. Gritar es el síntoma, si de verdad queremos erradicarlo debemos buscar bajo el iceberg lo que tenemos que trabajar. 2. “Me dí cuenta de que gritaba porque creía que podía hacerlo” “A mi jefe no le grito, luego es una opción que puedo regular. Joe Bei me encanta escucharte! Me ayuda un montón porque aunque sean cosas que ya sé, me las recuerdas y además las planteas de manera muy clara y fácil de entender. “No tenemos derecho a gritar a les niñes aunque inconscientemente creamos que sí por lo recibido en la infancia “ Nuestros gritos igual que sus “malos” comportamientos son sólo la punta del iceberg de una necesidad no cubierta. Cero culpabilidad, enfoque en soluciones.

 

  • “Utilizar la culpa para tomar impulso” gracias por tus palabras, Bei. Sentirse culpable después de gritar es lo más fácil y evidente, bajo mi punto de vista, y no creía que pudiera dejar de hacerlo hasta que te he oído esa frase. Usar esa energía como combustible para acercarse más a la meta de conseguir controlarlo me parece un gran enfoque, ¡voy a intentarlo sin duda!

 

Os adjunto el audio

Sígueme

 

¿Me dices tus fragmentos favoritos?

GRACIAS

Y si quieres que te acompañe en este proceso, el próximo viernes empezamos curso ONLINE Eduquemos en Positivo. Si te ha resonado este pódcast y te apetece profundizar, todo esto es parte del temario del curso online Eduquemos en Positivo que empezamos la semana que viene, la edición número quince, la niña bonita de nuestras ediciones y la última que va a estar a este precio, porque ahora incluimos sesiones en directo que creemos que ayudan mucho a afianzar la conexión y comprensión, pero como muchas personas se quedaron sin plaza en la última edición, hemos mantenido el precio, ULTIMAVEZ es el código de descuento para que sea efectivo y el curso te cueste solo 99 euros, con 10 semanas de acompañamiento y cuatro webinars en directo incluidos. Puedes reservar tu plaza aquí.

Ah y aquí puedes conocer más sobre el cerebro :9

Aprendiendo sobre el cerebro con la palma de nuestra mano

¡Espera un momentito!

Suscríbete a la newsletter para descubrir contenido exclusivo y ser de las primeras personas en enterarte de todo lo nuevo 🙂

Bei M. Muñoz será responsable por tus datos, se enviarán a Mailrelay, para enviar boletines con información, novedades, promoción de productos y/o servicios propios o de terceros afiliados quienes me aseguran cuidar tus datos personales, no cederlos a nadie, y respetar todos tus derechos. Tienen sus servidores en Estados Unidos y están suscritos al protocolo Escudo de Privacidad. Podrás darte de baja en cualquier momento y ejercer cualquier derecho que tengas relacionado con la protección de tus datos según se describe en mi política de privacidad.

 

Pin It on Pinterest

Share This