El otro día hacía mucho frío y no teníamos ganas de bajar a la calle, ni salir a la terraza, Macho Alfa tenía mucho trabajo y yo mucho sueño, así que pinterest me salvó la vida. Hicimos pintura de bañera casera 🙂

La receta es muy fácil:
– Champú de bebés
– Harina de maíz
– Colorante
– Agua (nosotros no le echamos porque me pareció que tenía buena textura)
– Jarra, palillos y cuchara
Primero echamos el champu (le puse con washi tape la marca a Abril para que lo hiciera ella solita)

Luego la maizena

Removemos, removemos, paramos

Luego lo vertió en los moldes (este es de juguete, de Legler)

Eligió los colorantes

Y se pusó a mezclar con un palillo (parece juego de niños, pero aquí hay muchísimas habilidades para practicar, motricidad fina, cambios de color, de estado, pesos y medidas….)

Acabó mezclando con un palillo de comer, mucho más rápido. Los tonos son todos de su cosecha, incluso el color “cacafutti de Emma” 😀

¡Lista!
A pintar se ha dicho

Cuando terminaron la pintura, el baño estaba llenito llenito de espuma, así que siguieron jugando hasta que el agua se quedo helada (helada nivel tigris es decir polar). El soporte de la pintura resulto ser una bañera, y las Tigris mamás primerizas. Me encantan 🙂
Otro día os enseñaremos sus juguetes de baño.

¡¡Nos encantaría ver fotos si te animas a hacerlo con tus peques!!

¡Espera un momentito!

Suscríbete a la newsletter para descubrir contenido exclusivo y ser de las primeras personas en enterarte de todo lo nuevo 🙂

¡Pincha aquí!

GRACIAS

¿Conoces nuestros cursos?

Si quieres profundizar, estaremos encantados de ayudarte a progresar en el camino a unas relaciones más respetuosas.

Talleres presenciales en tu ciudad aquí.

Tambén online aquí

Pin It on Pinterest

Share This