Sé que aún no he publicado el post que os prometí sobre el embarazo de Emma, pero es que está semana es el cumple de Abril y voy a publicar un post al respecto de estos cuatro años de aprendizaje, y aún no había publicado el que escribí cuando Emma cumplió dos años porque me pilló de vacas, así que aquí os lo dejo. Feliz lunes y no olvidéis los días son largos, pero los años son muy muy cortos.

Has cumplido dos años y aún no me puedo creer que ya no seas un bebé, lo rápido que has crecido, lo deprisa y a la vez despacio que han pasado cada uno de los días de estos dos años. Has entrado de pleno en la aDOSlescencia, pero ahora yo, ya sé que todo pasa. Desde que naciste me he sentido primeriza, todo el mundo me decía que ya tendría experiencia, pero tenía ya tablas en ser la madre de Abril, pero no la tuya, y sobre todo, ninguna experiencia en ser madre de dos niñas a la vez que me necesitaban tanto.

MNC-1-4-compressor

Sois tan parecidas que hubo cosas que hice con más confianza en mi misma (tu frenillo, tu reflujo, todo lo referente a sueño, salud y crianza,…), pero también sois muy distintas, así que en lo demás me sentía igual de primeriza que con mi primer bebé. Y es que tú eres el primer segundo bebé que tenía entre mis brazos, pequeñina. Lo hice lo mejor que pude, pero no lo mejor que hubiera querido.

Pero ya hace mucho que dejé de sentirme culpable, por que llegaras demasiado pronto, por no haber disfrutado de tus primeros días como me hubiera gustado, por todas las lágrimas que derramaste de noche y por todos los biberones que has tomado de más. Ahora ya siento que criaros juntas ha sido un regalo para ambas, que esos primeros días, dadas las circunstancias, fueron lo más maravillosos que pude ofrecerte, que tus lágrimas fueron siempre en compañía y no en soledad y que, a pesar de los biberones, sigues tomando teta, y hemos llegado al mínimo de dos años que marca la OMS que tanto dude que conseguiríamos.

Si pudiera volver al momento en el que me enteré que venías, me diría a mi misma, la vas a querer exactamente igual, que no te quepa la menor duda. Si pudiera volver al momento justo en el que asomó tu cabecita, me diría, tranquila, deja que todo fluya, todo esto pasará, respira, los días serán largos, pero los años se te harán cortos.

Han sido los dos años más duros de mi vida, pero hay algo que asociaré siempre a estos cortos, largos años: Tu sonrisa. Tu sonrisa era el sol de mis días nublados, tu sonrisa de bebé arco iris me iluminó cuando estaba perdida por la falta de sueño. Tu sonrisa bonita de bebé dulce, tu sonrisa pícara de bebé travieso, tu sonrisa de todos los dientes que siempre me hace partirme de risa. Tu sonrisa cuando dices “Ya pero ejqueeeeee” cuando negocias algo, o “ Pero yo siiiiiiiiiiiii” cuando alguien negocia por ti. Tu sonrisa cuando le dices a tu hermana “Alili jugas omigo” Tu sonrisa de lado cuando tienes ganas de mimos y vienes corriendo a pedirme un abrazo. Tu sonrisa de “Benos días, es de día mamiiii” a pesar de haber dormido 7 horas, tu sonrisa de “ota ves el qento” para no irte a dormir y sobre todo tu sonrisa mientras sueñas, te ríes, me llamas a mí, a papá, a Abril, y en algún momento gritas te quiero, te quiero hasta partirte de risa.

MNC-1-3-compressor

Eres tan feliz pequeña. Eres la combinación perfecta de bebé y niña, un ciclón en casa y una setita cuando salimos. Me encanta cuando te sientas en colo y observas todo, analizas, repiensas y sólo cuando estás segura – y en ocasiones seguido de un “acopañas, mami”?-. Te decides a unirte a los demás niños, o a veces, simplemente te quedas con los adultos, en silencio y escuchando todas las cosas tontas por las que nos preocupamos. Tu mirada es tan sabia que no parece que tengas dos años. Y a veces hasta me parece que no los tienes, es como si nos conociéramos de siempre y hubieras venido a cuidarme tú a mí y no al revés. Tan empática, tan generosa, tan sociable, tan atrevida pero tan tímida y precavida cuando no tienes el 100% de control sobre una situación.

Han sido dos años de muchas risas y mucho amor, también. Vuestras carcajadas han sido la banda sonora de esta RoadMovie en la que se ha convertido nuestra vida con dos. Eres tan perfecta, tan bonita, tan divertida, tan dulce, tan curiosa, tan valiente, que doy gracias a la vida porque estés con nosotros cada día, tan sana, y vivaz… Yo por mi parte, prometo tragarme estos calificativos, para no condicionarte, y seguiré, como hasta ahora, simplemente diciéndote lo maravillosa que eres varias veces al día. Esa es la única verdad suprema, junto con lo mucho que te quiero, pero por mucho que me esfuerce, tú siempre me lo dices más veces que yo a ti. Nunca pierdas tu ternura, ni tu sonrisa de todos los dientes, chiquitina. Y sé muy feliz que es lo único que importa.

MNC-1-2-compressor

 

 Este blog se nutre de tus comentarios de aliento, ¡déjanos uno! O comparte en tus redes o, mejor aún, las dos cosas 🙂 Si tienes dudas seguramente estén ya resueltas en las preguntas frecuentes del blog  y no te olvides que:

Nuestro curso cero es totalmente gratuito, libre, para siempre y para todos. Puedes acceder pinchando aquí

el-metodo-montessori

En www.montessorizate.es podrás encontrar varios cursos para profundizar en Montessori y la Disciplina Positiva.

SI TE HA GUSTADO, ¡COMPARTE!

En www.montessorizate.es podrás encontrar varios cursos para profundizar en Montessori y la Disciplina Positiva.

el-metodo-montessori

Nuestro curso cero es totalmente gratuito, libre, para siempre y para todos. Puedes acceder pinchando aquí

(Si quieres salir de esta ventana, pincha la x en la parte superior a la derecha)

SI TE HA GUSTADO, ¡COMPARTE!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para facilitarte la experiencia de navegación. Al seguir navegando aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR