fbpx

Ya os comenté en esta entrada sobre nuestro rinconcito Waldorf que aunque me siento más cómoda con el Método Montessori, me encanta la pedagogía Waldorf. Bien es verdad que los periodos sensibles de cada pedagogía son distintos, pero no me gusta verlas en absoluto como antagónicas, porque ambas respetan los procesos de aprendizaje del niño, que es algo que no se observa en las pedagogías tradicionales.

Seguramente muchos quedarán horrorizados, pero seguro que otros muchos pensaréis que aunque en una escuela es imposible que convivan, en la educación en el hogar es bien plausible. Hoy os traigo una de nuestras mezcolanzas “waldortessori“, que es una palabra que nos hemos inventado para expresar el sentimiento “pues en mi casa se juega asi” 😉

En la pedagogía Montessori no se recomienda que los niños estén expuestos a libros de fantasía. Estoy convencida de que esto es debido a que hace 100 años, cuando la Doctora Montessori desarrollo su método pedagógico, los cuentos de hadas eran utilizados para aterrorizar a los niños pequeños, por lo que en su defensa de la infancia, era coherente que prefiriera mostrarles al niños el conocimiento científico en vez de la fantasía. Por otro lado, es muy difícil que un niño de nuestro tiempo esté expuesto constantemente a elementos de fantasía, con lo que es muy probable que aunque nosotros no queramos conozca los cuentos de fantasía. Debates aparte, a Abril le gustan y como la Dra. decía siempre “no me sigáis a mi, seguid al niño” y esto es una casa, no una escuela, pues hacemos un poco lo que queremos.

Una noche Abril me pidió hacer una actividad chulichuli sobre unicornios, consulte en nuestro grupo “Montessori con ñ”  y desde Shikoba Kids me animaron a hacer una actividad donde hubiera que distinguir los seres mitológicos de los reales. En cuanto Emma nos dejó un ratito, Abril y yo nos pusimos con el proyecto. Buscamos las imágenes con google (salvo las de los niños que son de un banco de imágenes), las eligió ella y preparamos en Word las tarjetas. A Abril le fascina verme escribir con el ordenador, ya empieza a reconocer algunas palabras y le sorprende ver como pulsando las teclas las creamos:) Es un trabajo muy completo de “investigación”, búsqueda de imagénes, lectoescritura…. y sentamos las bases del proceso que algún día pueda hacer ella misma 🙂

La primera presentación fue un fracaso, no sé si no me supe explicar o que Emma no nos dejaba trabajar bien, pero estaba contrariada porque había visto una imagen real de un unicornio, no un dibujo. Volvimos al ordenador y le explique con Photoshop que es muy fácil alterar una imagen, y que la forma de distinguirlos podría ser buscarlos en su libro de hadas. Más contenta se puso a separar las tarjetas fantasía- realidad.

Después separamos las tarjetas en seres con forma animal y con forma humana, la sorpresa vino con los seres que eran mitad y mitad, le expliqué que eso era un indicio de que eran seres de fantasía. Le encantan las sirenas, de hecho quiere tener otra hermanita que se llame Sirenita 😉

Finalmente buscamos relaciones entre las tarjetas, como por ejemplo la sirena y el pez, el antilope y el unicornio, el gigante y el jugador de baloncesto.

Estuvo jugando ella sola un buen rato, y desde entonces las ha sacado varias veces. También cogía su libro y se dedica a emparejarlas nuestras tarjetas con lo que salía en las páginas.

Emma, sin embargo, se dedicó a un conocimiento más científico, el ciclo vital de la rana ;P

Y a vosotros, ¿os gusta romper las reglas? 🙂

¡Espera un momentito!

Suscríbete a la newsletter para descubrir contenido exclusivo y ser de las primeras personas en enterarte de todo lo nuevo 🙂

Bei M. Muñoz será responsable por tus datos, se enviarán a Mailrelay, para enviar boletines con información, novedades, promoción de productos y/o servicios propios o de terceros afiliados quienes me aseguran cuidar tus datos personales, no cederlos a nadie, y respetar todos tus derechos. Tienen sus servidores en Estados Unidos y están suscritos al protocolo Escudo de Privacidad. Podrás darte de baja en cualquier momento y ejercer cualquier derecho que tengas relacionado con la protección de tus datos según se describe en mi política de privacidad.

 

Pin It on Pinterest

Share This