fbpx

Hoy entrevistamos a Amaia Areta Goyeneche, que es coordinadora de la Comisión Pedagógica de Tximeleta. Amaia desarrolla su profesión en la escuela pública, confiando en que el cambio surge desde dentro. Sin embargo, para sus hijxs tenía claro que Tximeleta era su espacio ya que el ratio y la escucha son dos pilares importantes para ella a nivel relacional.

Además nos presentarán el juego de cartas para jugar y conectar que han creado, nosotras hemos aportado una carta (¿adivináis cuál?) y un par de cursos para hacer realidad su crowdfunding 🙂

Amaia de formación es psicopedagoga, también maestra de primaria y maestra de audición y lenguaje. Especialista en dificultades de lectoescritura y problemas de conducta. También está formada en pedagogías activas, educación emocional, psicología y terapia floral..

Amaia, con sus 40 años, tiene una amplia trayectoria, que va de gabinete privado, a guarderías, colegio concertado y por último, donde está ahora, en colegio público. 

“Me veo un puente entre ambas maneras de entender la educación y mi vocación es acercar esta manera más respetuosa a la escuela pública y a la sociedad. Pero como el cambio es muy lento, vi claro que para cuando mis hijos entraran al colegio todavía laa pública no estaba preparada y decidí entrar en Tximeleta, que para mí es un micromundo, una manera de entender y vivir la vida, mucho más que una escuela”.

Nombre del centro: Tximeleta

Orientación pedagógica: Escuela viva

Tipo de centro: Privado

Etapa: Infantil 0-3, infantil 3-6, Primaria

Ubicación: Pamplona, Navarra

¿Cómo surgió la idea de crear vuestro centro? Surgió con la preocupación de algunos padres y madres, que tenían claro que no les gustaba lo que ofrecía el sistema educativo y por ello buscaron otra alternativa. Nos remontamos a 2002. Y desde entonces ha habido varios espacios, desde los que se empezó a crear lo que hoy en día es Tximeleta. 

¿Por qué os decidisteis por esa pedagogía? No se define con una única pedagogía, sino que tiene unas líneas de influencia bastante marcadas. Se han mantenido a lo largo de los años. Pedagogía Wild, Montessori, Waldorf, Steiner, Educación Creadora… 

Todo esto nos ha llevado a lo que es Tximeleta hoy: una escuela viva y según cada acompañante y las familias, se van aplicando distintas visiones particulares. 

Siempre se ha buscado ese conocimiento a la hora de seleccionar el personal, aunque cada maestro trae su idea y metodología propia y surge lo que hoy en día es Tximeleta y que cambiará según acompañantes y familias que vayamos entrando. 

¿Cuál es la implicación de los padres en el centro? Tximeleta es una escuela autogestionada. Los padres y las madres nos repartimos en diferentes comisiones. Estas comisiones se agrupan en 3 áreas principales: 

  • Cotidiano: compras, limpieza…
  • Financiación: RRHH, comunicación
  • Pedagógica: materiales, biblioteca

Funciona por la implicación de los pamadres. Todo se acaba decidiendo en Asamblea. Es una asociación asamblearia y por lo tanto la implicación de las familias es básica tanto para el funcionamiento del día a día como para decisiones futuras. Requiere mucho tiempo personal (eso lo sabemos todos los que estamos dentro) y cuanto más pueda aportar la familia, más bonito es y crecemos todos. Mucha implicación a nivel personal y a nivel economía familiar. 

Partimos de la filosofía de que si cada uno que entra, se entrega totalmente, se convierte en la escuela preciosa que es. 

¿Cómo es el periodo de adaptación? Una etapa en la que el niño y la niña tienen que conquistar el espacio. Una etapa muy respetuosa con el ritmo de cada persona y de cada familia. Se presenta como una conquista del peque. Es una adaptación de niñxs y también de las familias. Supone establecer un plan de acogida. Las horas son progresivas y la entrada es paulatina. Las familias poco a poco van saliendo del espacio. Lxs niñxs se sienten más seguros porque tienen cerca a su familia y así van reforzando vínculo con acompañante y con los materiales. Así hasta que poco a poco va gestionando esta situación y se decide el momento en el que la familia va probando a marcharse. 

¿Cómo y cuándo se evalúa el desempeño de los alumnos? Dentro de la filosofía tximeletera (como uno de los principios de la Educación Creadora) es NO evaluar. La evaluación implica cierto juicio. Sin embargo, yo cambiaría este concepto por seguimiento y acompañamiento de evolución y proceso de niños y niñas. 

Este seguimiento y acompañamiento está siempre presente. Una de las tareas de los acompañantes es observar para así conocer a cada niño o niña y poder conectar con las necesidades que van surgiendo. También recogen los intereses de cada niñx para ofrecer y plantear nuevos caminos. Al menos esa es la intención

¿Cómo trabajan lxs niñxs?

Nosotros pensamos que lxs niñxs juegan. Si ya son más mayores, sus propuestas están vinculadas con distintas áreas más “pedagógicas”. Se intenta poner un tiempo de concentración donde cada niñx conecta con algo que le gusta o sea de su interés. Lo hacen de manera individual, en parejas o grupal. Buscan información en el ordenador, preparan una obra de teatro, crean proyectos de todo tipo… 

 ¿Cómo se distribuye la jornada en un día normal? Hay diferencias en infantil y primaria. Aunque hay partes en común, y durante el día comparten muchos momentos y espacios, sí que hay detalles que les diferencian. 

En ambas etapas se empieza por una llegada escalonada y tranquila en la que se le permite que vaya entrando y conectando con el espacio, acompañantes y resto de niños y niñas que ya están en el espacio. Es momento para jugar con los materiales que quieran. 

Después se puede plantear un corro de bienvenida del día. O asamblea semanal en primaria y retomar distintos asuntos. 

Una vez se ha organizado el día, en infantil hay días que tiene la sesión de psicomotricidad relacional y, mientras un grupo está en la sala de psico, el resto permanece en el interior o en el exterior. Esto depende de las acompañantes si pueden atender a lxs niñxs según las necesidades que van exigiendo los distintos espacios. Se abren espacios según la posibilidades de acompañamiento. 

Luego es hora del almuerzo y es un momento que comparten distintas edades.

Después hay talleres que eligen ellxs y se apuntan. Infantil lo hace cada día y primaria se apuntan y se compromete la duración que tenga el ciclo de talleres. 

Después es el cierre. Cuento, canción o recogida. Se establecen roles y funciones rotativas y la escuela se recoge y se limpia entre todos. Algunxs se van y otros se quedan en el comedor, donde también hay funciones asociadas. 

Hay días donde están establecidas las visitas o gente que quiere ir a dar un taller. También hay salidas al exterior o talleres puntuales con personal externo. 

¿Hay tareas para casa? ¿Obligatorias u opcionales? No se mandan tareas desde la escuela pero sí se tiende a cierto compromiso en las familias para que también se trabaje en casa con el niños o la niña o se haga un acompañamiento. 

Somos conscientes de que es una escuela en la que lxs niñxs están pocas horas. Se priorizan aprendizajes socio-emocionales versus los curriculares. Hay un compromiso de que en casa se llevan a cabo esos aprendizajes. 

El último año sí que hay un trabajo más exhaustivo donde se busca llegar a ciertos compromisos u objetivos, más relacionados con la parte curricular para preparar a estxs niñxs en la entrada al sistema. Cuando hay compromiso con las familias, el equipo, mediante las tutorías, va orientando hacia este tipo de trabajo. 

¿Cómo es la atención a la diversidad para niños de NEE? En Tximeleta es un tema que no está desarrollado. Durante años, hay algunxs niñxs que han participado de la escuela con características más especiales o con necesidades más específicas. Se han intentado cubrir con acompañamiento y se podría decir que el objetivo en Tximeleta es atender de forma individualizada, en función de las propias necesidades. Ni los acompañantes que hemos tenido a lo largo de los años se sentían preparados ni tenían la formación para atender ciertas necesidades educativas, ni tampoco era posible porque el ratio siempre ha estado ajustado y hemos visto durante años que la experiencia nos ha llevado a que los propios acompañantes se daban cuenta de que, si atendían a estxs niñxs de estas características, dejaban de atender al resto. Así disminuía la calidad como el tiempo. Se ha ido viendo que es un tema que no está cerrado en Tximeleta. No se ha atendido como nos hubiese gustado y vemos que el equipo no está preparado, ni por el número de acompañantes, ni por la formación específica. Tximeleta es una escuela limitada con el tema económico y nos encantaría tener más acompañantes y mejorar sus condiciones para así poder hacer esa labor. 

Tampoco descartamos que, si hubiera una familia con esta necesidad, pudiéramos encontrar la manera para que hubiera un acompañante en exclusiva con participación de la familia. 

¿Cómo se resuelven los conflictos? Esto es un temón que no se puede explicar así en una respuesta corta de una entrevista. Yo resaltaría que es el punto fuerte en nuestra escuela y se tiende a utilizar técnicas como pueden ser la Escucha Activa o Comunicación no violenta. Se intenta escuchar a todas las partes implicadas en el asunto desde un lugar muy objetivo. Buscamos no tener juicio. 

El primer paso es acoger a los niños o niñas que se están sintiendo mal y con el objetivo de sentirse escuchados y atendidos, y no juzgados. Buscamos dar herramientas a ellxs mismxs para intentar llegar a una resolución de forma autónoma. Buscamos también que ellos puedan expresar verbalmente sus necesidades y conseguir un pensamiento divergente donde bucear entre distintas soluciones para que todos nos encontremos bien. 

¿A cuánto ascienden las cuotas?  300 euros niño 12 meses. 480 por 2 hijos. 

¿Algo más que os apetezca contarnos?

¡Nuestro Crowdfunding para editar nuestro juego de cartas para jugar en familia, -o solo o en pareja-! Puedes verlo aquí y en este video.

 

 

¡Espera un momentito!

Suscríbete a la newsletter para descubrir contenido exclusivo y ser de las primeras personas en enterarte de todo lo nuevo 🙂

Bei M. Muñoz será responsable por tus datos, se enviarán a Mailrelay, para enviar boletines con información, novedades, promoción de productos y/o servicios propios o de terceros afiliados quienes me aseguran cuidar tus datos personales, no cederlos a nadie, y respetar todos tus derechos. Tienen sus servidores en Estados Unidos y están suscritos al protocolo Escudo de Privacidad. Podrás darte de baja en cualquier momento y ejercer cualquier derecho que tengas relacionado con la protección de tus datos según se describe en mi política de privacidad.

 

Pin It on Pinterest

Share This